PiensaBlogs, la prensa del futuro se lee en internet    


Vestidos y mal vestidos en la boda real



La Boda Real del príncipe Guillermo y Kate Middelton, celebrada hace unos días en la Abadía de Westminster ha parecido una ceremonia de la alfombra roja, en la cual iba desfilando cada invitado, luciendo el atuendo elegido para tan elegante ocasión.

Las princesas Beatriz y Eugenia, primas del novio, han quedado un tanto desmerecidas por lucir unos vestidos no muy adecuados para la boda. Llevaban también unos tocados del diseñador Philip Treacy que para nada se veían bien.

Y qué decir de la reina Isabel II, quien eligió un traje en color amarillo para la tan sonada boda de su nieto. Otra invitada con un gusto no muy sutil asistió a la boda con un atuendo de color azul eléctrico que ha dejado mucho para comentar.

Pero bueno, cambiando el tema y hablando de las bien vestidas tenemos a Victoria Beckham, quien estando embarazada de su primera niña, se presento luciendo bastante elegante dejando a muchos impresionados. Su atuendo era muy chic y bastante original. El vestido era tipo capa y pertenece a su propia colección, la hacía lucir sensacional y sus zapatos y el tocado eran perfectos.

Otra invitada con un look increíble era la princesa Letizia, y es que aparte de llevar un traje bastante sobrio y elegante, lució unos accesorios muy elegantes, dignos de una princesa.

Carole Middelton, la madre de la novia, fue seguro la mujer con más de un problema al momento de elegir su vestido, ya que tuvo que dejar a un lado su protagonismo y hacer que sus dos hijas se vean perfectas. Ella lució un modelo elegante y sobrio de la diseñadora Catherine Walker.

Camila Parker- Bowles, quien acostumbra vestirse de manera no muy elegante, se presentó a la ceremonia con un atuendo impresionante dejando a muchos con la boca abierta.

 



Imagenes: